Etiquetas

Adivinanzas (1) Ajos (54) Anécdotas (1) Antropología médica (2) Arqueología (1) Artículos en otros medios (4) Artículos en Pedroñeras 30 Días (71) Aviador Laureado Félix Martínez (7) Basura Espacial (9) Belmonte - por Miguel Ángel Vellisco (120) Bodegas antiguas (1) Calendarios (1) CALLEJERO (14) Cancionero (56) Carlos Martínez Rubio (1) Censo - Población (20) Chozos (3) Creencias pedroñeras (3) Cuentos y chascarrillos (4) Curiosidades (29) El rincón de Teresa (20) Entrevistas (11) Fiestas (17) Folclore (2) Folclore infantil (30) Fósiles en Pedroñeras (1) Foto semanal (11) Fotografías y postales (49) Fotos del Lugar (6) Guerra Civil (10) Habla pedroñera (77) Historia pedroñera (141) Huertas pedroñeras (6) I.E.S. Fray Luis de León (6) Iglesias y ermitas de nuestro pueblo (10) Instituto (1) Inundaciones en Las Pedroñeras (7) Julián Escudero Picazo. (10) La sección de Fabián (180) Libros (1) Libros de las fiestas (6) Libros sobre Pedroñeras (54) Literatura sobre Pedroñeras (36) Lugares emblemáticos (1) Mapas (3) Mata Hermosa (3) Medicina popular (1) Memorias (28) Microrrelatos (9) Miscelánea (8) Mojones (3) Molinos (1) Motes de Pedroñeras (10) Museo del labrador (10) Naturaleza de nuestra Mancha (6) Naturaleza en Pedroñeras (3) Neruda (1) Noticias Pedroñeras (17) Origen del nombre de Pedroñeras (3) Paisajes pedroñeros (1) Palabra de Saturio (5) Patrimonio pedroñero (17) Pedroñeras fuera del pueblo (1) Personajes famosos (33) Platos típicos (2) Pluviometría de Pedroñeras (48) Pregón de las fiestas (2) Pregones (1) Prensa histórica-Noticias históricas (57) Prensa y revistas (3) Promoción (1) Quinta 69 (2) Quintas (2) Recetas pedroñeras (4) Refranes con ajo (1) Relaciones de Felipe II (1575) (8) Relatos (3) Reportajes fotográficos (8) Riada del 2009 (1) Rutas pedroñeras (1) Santiaguillo (4) Tesis Mª Pilar Martín Alonso (11) Toponimia (71) Usos y costumbres pedroñeras (14) Varios (10) Viajecetes (3) Vídeos (5) Virgen de la Cuesta (6)

miércoles, 14 de enero de 2015

Los copleros, para las fiestas (relato), por Teresa Pacheco Iniesta



Los copleros, para las fiestas






Nosotros, como grupo de presión en la sombra, teníamos todo el dispositivo organizado. Por lo que había pasado, ¡debían convocar elecciones! Así que iniciamos una revuelta, incruenta del todo, que obligara al Alcalde-Presidente a disolver la junta y anunciar nuevos comicios. Comenzamos conforme al protocolo previsto, por mandar a mujeres y niños a sus casas. Después depositamos los escudos, tambores, banderas y alabardas en la caja de muerto que le sobró a Vicente el “Preñao” porque no se murió. Aún sigue vivo. Falló la predicción de Don Estanis, el mejor médico que el pueblo recordaba haber tenido.


Apilamos los sacos de cemento y los ladrillos que habíamos reunido para las obras de la caseta de música en medio de la plaza, y pusimos el féretro en lo alto. Todo ello, símbolos de la resistencia y dispuestos a que durara todas las fiestas. No se consumió ni un vaso de vino más en todo ese día ni en el siguiente, ni chocolate con churros, ni pinchos de panceta. Al tercer día, el Alcalde y Presidente de la cofradía, no pudo soportar más la presión de sus conciudadanos y de los dueños de bares y casetas de la feria. Convocó la junta de festejos que presidía desde hacía más de 20 años y presentó su dimisión irrevocable. Pensó, con amargura, lo caro que le había salido no haber traído a “Los Copleros de Galilea” este año para amenizar la verbena, sabiendo como sabía, que de todos los cantantes, era a ellos a los que querían. A ver si aprende el siguiente, rezaba la pancarta del triunfo, que al pueblo, no se le gobierna sin el pueblo. Ni en las cosas más nimias.

©Teresa Pacheco Iniesta

No hay comentarios:

Publicar un comentario